22 C
Cancún
Más
    NoticiasInternacionales¿Qué es la obsolescencia programada y por qué perjudica al planeta?

    ¿Qué es la obsolescencia programada y por qué perjudica al planeta?

    Opinión

    Quizás en más de una ocasión hayas escuchado el término ‘obsolescencia programada’, pero no todos saben en qué consiste, mucho menos conocen la relación que tiene con la contaminación.

    La era digital llegó y las empresas se enfocan en vender sus productos; ahí surge la problemática. Como bien explica su propio nombre, la obsolescencia programada hace referencia a cómo la mayoría de los dispositivos tecnológicos cuentan con una fecha de caducidad prácticamente programada.

    Posiblemente te hayas dado cuenta que tu smartphone o tableta deja de funcionar correctamente a los dos o tres años de uso, si no antes.

    Evidentemente comprar este tipo de productos no una actividad que haces todos los días, ya que genera un desembolso económico considerable.

    Sin embargo, las empresas que se encargan de fabricar este tipo de aparatos tecnológicos tiene la capacidad de establecer el tiempo de uso; pasando el año tienes que comprar un nuevo dispositivo.

    Por ejemplo, según una encuesta realizada por HMD Global a más de 2 mil personas de Argentina, Chile, México, Colombia y Perú, entre las razones por las que los celulares dejan de ser funcionales se encuentran:

    • Bajo rendimiento de la batería y de la capacidad de almacenamiento (48%),
    • Se vuelven lentos (35%),
    • Se recalientan (28%),
    • El diseño comienza a lucir ‘viejo’ (19%),
    • El software queda desactualizado (13%)
    • Virus (9%).

    Probablemente puedas comprar otro celular, y eso es lo que quieren las empresas, pero esto implica que cada año se produzcan toneladas de basura tecnológica, algo que le está costando más caro al planeta que los bolsillos de todos.

    Aunque la obsolescencia programada parece una buena estrategia por parte de la empresa, se trata de algo que perjudica más de lo que se piensa.

    La obsolescencia programada acaba con el planeta

    Cada año se generan en promedio cincuenta millones de toneladas de basura electrónica. La mayoría de las personas se libran de sus dispositivos obsoletos de manera descontrolada, por lo que estos residuos acaban en vertederos a todo lo largo del mundo.

    Estas acciones desfavorecen notoriamente la calidad de vida de la flora y de la fauna de esos lugares.

    Se calcula que la basura electrónica del mundo contiene más de 62.500 millones de dólares en materiales como oro, cobre y hierro, según datos de 2016 correspondientes al informe Gobal E-waste Monitor (publicado en 2017).

    Obsolescencia programada

    Cabe mencionar que la mayoría de los desechos electrónicos del mundo se producen en Australia, China, la Unión Europea, América del Norte, Corea del Sur y Japón.

    Aporta un granito de arena

    Si tus dispositivos comienzan a fallar, llévalos a una tienda especializada para consultar la correspondiente reparación. El repararlo te saldrá más barato que comprar uno nuevo, aunque quieras comprarlo porque posee ‘características que necesitas’.

    Por otro lado, si tu dispositivo definitivamente no tiene arreglo, puedes acudir a las puntos de reciclaje donde acepten aparatos electrónicos, por ejemplo, en Cancún puedes estar al pendiente de las campañas que realiza la Secretaría de Ecología.

    Recientes