26 C
Cancún
Más
    OpiniónNuestra biblioteca de Alejandría local: Cristina Alcayaga

    Nuestra biblioteca de Alejandría local: Cristina Alcayaga

    La biblioteca “Antonio Enríquez Savignac”, de la Universidad del Caribe, cuenta con un acervo de 36 mil ejemplares

    Opinión

    Pensaba que en Cancún no existía una biblioteca Pública que satisficiera las necesidades de investigadores, de estudiantes o de lectores de todos los géneros por igual; sin embargo, quedé impactada cuando me enteré de que la biblioteca “Antonio Enríquez Savignac”, de la Universidad del Caribe -ubicada camino a Playa Mujeres-, está abierta al público en general y no solo al alumnado universitario.

    Además de ser un edificio muy cómodo con aire acondicionado, cuenta con un acervo de 36 mil ejemplares y 18,500 títulos, actualmente en proceso de digitalización, un archivo histórico de Cancún, y tiene acceso a las mejores bibliotecas digitales integradas por cientos de miles de libros electrónicos, revistas y artículos de todo el mundo, contando con 100 computadoras para consulta.

    No pude evitar relacionar este hecho con un libro que recomiendo muchísimo y  yo lo estoy leyendo, se titula “El Infinito en un Junco” de Irene Vallejo, autora española;  quien con una narrativa impecable y sencilla, nos ubica en la legendaria ciudad de Alejandría construida 300 años A.C. por Alejandro Magno,  y narra que el faraón Ptolomeo I, fundó la biblioteca en esa ciudad, la más grande del mundo antiguo; estaba abierta a todo el que quisiera aprender y llegó a tener más de 900,000 manuscritos que se plasmaban en papiros, hojas que los egipcios obtenían de los juncos, planta común del río Nilo  -de ahí el nombre de la obra-,  y  que hebreos, griegos y romanos, utilizaron durante siglos.

    Relata como Ptolomeo III mandó misiones a todos los confines para adquirir libros para la biblioteca; quería albergar las obras originales de los grandes filósofos griegos,  y cómo los esclavos eran quienes producían, enseñaban y hasta transcribían los libros.

    La obra es un relato de la sobrevivencia del libro y las ideas plasmadas en ellos a través de la historia, pasa por las dos guerras mundiales, y alcanza hasta los conflictos recientes de nuestro siglo XXI. Pero si además quieren saber dónde leer y consultar casi todo lo que quieran, acudan a la Biblioteca Enríquez Savignac de la Universidad del Caribe, que es como nuestra biblioteca de Alejandría local, seguramente les sorprenderá.

    Me despido y les invito a seguirme en Twitter @Cristinalcayaga.

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí
    Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

    Recientes