32 C
Cancún
Más
    GeneralesAstraZeneca Retira su Vacuna contra el Coronavirus ante el Declive de la...

    AstraZeneca Retira su Vacuna contra el Coronavirus ante el Declive de la Demanda

    Opinión

    AstraZeneca ha tomado la decisión de retirar su vacuna contra el coronavirus, Vaxzevria, en medio de una disminución en la demanda, citando la disponibilidad de una variedad de nuevas inyecciones que han surgido en el mercado. Esta vacuna, desarrollada en colaboración con la Universidad de Oxford, ha sido una de las principales opciones en la lucha global contra la COVID-19, con más de 3.000 millones de dosis administradas desde su lanzamiento inicial en enero de 2021 en el Reino Unido.

    Sin embargo, la empresa ha señalado que desde abril de 2023, la vacuna no ha generado ingresos significativos. El exceso de oferta de nuevas vacunas actualizadas ha llevado a una caída en la demanda de Vaxzevria, lo que ha resultado en su cese de fabricación y suministro. AstraZeneca ha anunciado su decisión de retirar las autorizaciones de comercialización de Vaxzevria en Europa, y la Agencia Europea de Medicamentos ha respaldado esta retirada, lo que significa que la vacuna ya no está autorizada para su venta en los países de la Unión Europea.

    La empresa farmacéutica ha expresado su compromiso de trabajar con los reguladores de otros países para coordinar la retirada de las autorizaciones de comercialización donde no se anticipa una demanda futura. A pesar de la retirada de Vaxzevria, AstraZeneca ha reafirmado su orgullo por el papel que desempeñó la vacuna en la lucha contra la pandemia y ha destacado su reconocimiento por parte de gobiernos de todo el mundo como un componente crucial para combatir la crisis sanitaria global.

    El Dr. Michael Head, investigador principal en salud global de la Universidad de Southampton en Inglaterra, ha sugerido que una razón clave detrás de la retirada podría ser la superioridad de otras vacunas contra la COVID-19, especialmente las basadas en la tecnología de ARNm, como las de Pfizer y Moderna, que se adaptan más fácilmente a las nuevas variantes del virus y han demostrado una mayor efectividad.

    AstraZeneca, una empresa conocida por sus medicamentos contra el cáncer, ingresó al desarrollo de vacunas con poca experiencia, enfrentando críticas y desafíos durante el despliegue inicial de Vaxzevria. Errores durante los ensayos clínicos y problemas de comunicación contribuyeron a la tensión con los reguladores y los líderes de la Unión Europea. A pesar de estos obstáculos, la vacuna logró ventas significativas en 2021, aunque la empresa se enfrenta actualmente a demandas legales relacionadas con supuestas lesiones causadas por la vacuna.

    AstraZeneca ha afirmado que, basándose en datos de ensayos clínicos y del mundo real, su vacuna tiene un perfil de seguridad aceptable, y los beneficios de la vacunación superan los riesgos de posibles efectos secundarios extremadamente raros, según lo afirmado por los reguladores de todo el mundo. Sin embargo, la empresa ha optado por retirar Vaxzevria en un contexto de cambio en el panorama de vacunas contra la COVID-19 y una disminución en su demanda.

    Recientes