32 C
Cancún
Más
    NoticiasNacionalesEl ‘fin’ de los puentes vacacionales, ¿estocada al turismo nacional?

    El ‘fin’ de los puentes vacacionales, ¿estocada al turismo nacional?

    Opinión

    El 5 de febrero, Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, dio a conocer su intención de poner fin a los puentes vacacionales, y respetar los días feriados con el objetivo de que los niños de nivel de educación básica conozcan las fechas cívicas importantes. Esta declaración prendió los focos de alarma del sector turístico en todo el país

    Los puentes vacacionales son, literalmente, un respiro para numerosos destinos turísticos de México, que ven incrementos de hasta 150% en la afluencia de visitantes en los días de asueto a lo largo del año.

    La cancelación de estos días feriados significaría un golpe duro para numerosos destinos, entre estos, los 121 pueblos mágicos que ven en estos puentes vacacionales, una oportunidad de generar derrama económica.

    Incluso, en el pasado puente vacacional del 5 de febrero, que cayó del viernes 3 al lunes 6 de febrero, Cancún, el principal destino de playa del país, tuvo un incremento de cerca de 8% en ocupación hotelera, producto del turismo nacional que aprovecha estos días para viajar. Esta misma dinámica se repite en todo el país.

    Ante esta situación, la desaparición de los puentes vacacionales es un golpe directo al turismo, pero también a la productividad.

    Cabe recordar que recorrer los días feriados a lunes o viernes comenzó durante la administración de Vicente Fox por dos motivos: promover las actividades familiares y no afectar la productividad laboral y rendimiento escolar, debido a que cuando los días de asueto caían en medio de la semana, eran comunes las faltas de trabajadores y estudiantes.

    “Todos se enfermaban o se les moría la abuelita o tenían un accidente, y generaba graves afectaciones laborales por las faltas”, ironizó Gustavo Grajales, quien fungió como administrativo bancario de 1995 a 2010, especializado en manejo de recursos humanos en la región peninsular.

    Ante esta situación, el sector privado manifestó su rechazo e inconformidad por la iniciativa, a partir del próximo ciclo escolar, como lo advirtió López Obrador, toda vez que habrá una afectación económica más al sector turismo, que representa cerca de 9% del PIB nacional y genera 3.8 millones de empleos.

    La Asociación Nacional de Cadenas Hoteleras (ANCH), la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles (AMHM) y la Federación Mexicana de Asociaciones Turísticas (Fematur), coincidieron en la necesidad de detener dicha iniciativa.

    Braulio Arsuaga, presidente de la ANCH, envió una carta al secretario de Turismo, Miguel Torruco, donde le menciona que los fines de semana largos fueron una propuesta que nació de la Iniciativa Privada en 2006 para incentivar el turismo en México.

    En consecuencia, se modificó la Ley Federal del Trabajo y se estableció que los días de descanso correspondientes a las conmemoraciones del 21 de marzo, natalicio de Benito Juárez; 5 de febrero, aniversario de la promulgación de la Constitución; y del 20 de noviembre, inicio de la Revolución Mexicana, sean feriados al siguiente lunes inmediato.

    “Para darle un ejemplo del beneficio que han traído, permítame compartirle datos que usted mismo ha manejado. El 29 de enero, informó que para el periodo vacacional del 31 de enero al 3 de febrero, saldrían de viaje alrededor de un millón 600 mil vacacionistas. Producto de ello, la ocupación hotelera registraría un incremento de 62.7%, y dejaría una derrama económica cercana a los cuatro mil millones de pesos”, escribió el empresario.

    Por su parte, la AMHM consideró que la eliminación “sería un terrible error” y pidió a las autoridades correspondientes evitar que la propuesta prospere y genere un golpe al turismo.

    Las secretarías de Educación y de Turismo acordaron ajustar el calendario escolar para crear nuevos puentes y así acatar la propuesta presidencial de respetar las fechas cívico-históricas, con lo que se acaban los fines de semana largos.

    Con este planteamiento se busca “propiciar, a través de nuevos puentes, la convivencia familiar y los viajes a las 134 plazas turísticas para fortalecer el turismo interno y beneficiar económicamente a la población local”, informó Miguel Torruco.

    A través de Twitter, dio a conocer que se reunió con Alfonso Romo, jefe del Gabinete Económico, y después con el presidente Andrés Manuel López Obrador, y acordaron respetar las fechas cívico-históricas.

    Torruco detalló que se acatará la orden del presidente, pero están analizando con la Secretaría de Educación la posibilidad de que ‘cedan’ algunos días del calendario escolar para mantener los fines de semana largos; sin embargo, pidió no adelantar vísperas, porque el tema se tiene que tratar
    también con maestros y padres de familia.

    El presidente señaló que es “más importante mantener nuestra memoria histórica”. Incluso, añadió un mensaje a los hoteleros de Quintana Roo (quienes han manifestado su descontento); dijo que su administración hizo un esfuerzo especial para ayudar a que se limpiaran las playas de sargazo.

    “Están llegando turistas, creciendo la afluencia y así continuará; no va a afectar esto. Pero tenemos que conmemorar la promulgación de la Constitución, no hay nada por encima de ello. Todos tenemos hijos, es cosa de preguntarles por qué fue el ‘puente’ pasado y no lo saben. No podemos estar así, es darle la espalda a nuestro pasado”.

    La apuesta queda en el aire, ¿cuál será el panorama para el turismo interno durante los próximos años?

    Por Carlos Matus

    Quizás te pueda interesar: Cámara Española de Comercio firma convenio con la Concanaco Servytur

    Recientes