29 C
Cancún
sábado, septiembre 25, 2021
Más
    OpiniónZopilotes endeudados: Trixia Valle

    Zopilotes endeudados: Trixia Valle

    Opinión

    ¿Qué no haríamos los zopilotes por nuestros cuervitos? ¿Qué no les daríamos a nuestros cuervitos con tal de hacerlos felices? Creo que ninguna generación anterior, ha sido tan pero tan amorosa y dadora con sus hijos, que los actuales papás zopilotes quienes sobrevolamos su mundo, los adoramos y queremos darles todo.

    Sin embargo, en tiempos de pandemia, darle todo a los hijos se convierte en una opción peligrosa y sumamente delicada puesto que en millones de hogares el ingreso se ha reducido, las NECESIDADES siguen siendo las mismas y ante igual gasto, menor ingreso, podemos caer en una crisis insostenible que aumente la deuda y esto se convierta en un círculo vicioso de «no prosperidad zopilota».

    Sí, lo sé, es un tema complejo cortarle la cartera y los gustos a los cuervitos… más es necesario en tiempos de crisis, y sabemos que esta pandemia es una crisis de las más fuertes que hemos vivido en la historia de la humanidad, y sin duda, la más fuerte que nos ha tocado a nosotros los zopilotes y a nuestros cuervitos.

    Nuestras generaciones zopilotas y cuervitas habían sido privilegiadas con un país y continente en paz, en abundancia, en crecimiento económico y tecnológico, donde tuvimos oportunidad de crear nuestra historia en un entorno agradable, pacifico y con muchas oportunidades. Para quien lo dude, solo basta ver cómo creció el poder adquisitivo de los ’90 al 2020, la cantidad de personas con automóvil y televisión en casa, para darse cuenta de esto. Sin embargo, como todo en la vida, la cosas cambian, la vida está en movimiento, las situaciones se modifican y aparecen las crisis.

    ¿Qué es una crisis? Representa el cambio + oportunidad. Las crisis son transiciones donde algo muere, algo nace y el cambio es obligado. Suelen ser cosas que no se eligen, sino que llegan de pronto y nos hacen movernos del lugar de comodidad en el que estábamos para en algún momento sacar lo mejor de nosotros mismos y crecer. Mientras ellas suceden, debemos estar alertas, mirar las señales, observar las situaciones, aprender a vivir distinto, para fluir, navegar, aceptar y vivir el cambio.

    ¿Qué cosas buenas trae esta crisis para los zopilotes?

    1.Acercarnos a la educación integral de nuestros cuervitos.

    2.Romper la rutina corre-corre y vivir en presencia.

    3.Dejar los gastos innecesarios y excesivos por un plan de vida financiero más consciente.

    ¿Qué lecciones trae esta crisis a nuestros cuervitos?

    1.Los papás zopilotes son más que una máquina de dar cosas y hacer favores.

    2.Los compañeros cuervitos son valiosos y ahora se valora esta convivencia social.

    3.Los gastos innecesarios son menos valiosos que una tarde de jugar turista en familia.

    De esta forma, tanto cuervitos como zopilotes, estamos valorando distinta la vida, la familia, la convivencia, las cosas que dábamos por hecho y obligadamente reduciendo gastos en salidas, viajes y lujos, pues además de no ser recomendable hacerlo, caímos en cuenta que para «estar», no es necesario «gastar».

    Tú, ¿qué piensas? ¿Qué lecciones ha dejado esta crisis en ti?

    Recientes