30 C
Cancún
Más
    OpiniónSe le va el Tren a la 4T: Darío Celis Estrada

    Se le va el Tren a la 4T: Darío Celis Estrada

    Opinión

    EL ESTRENO DEL Tren Maya fue intenso: el Presidente Andrés Manuel López Obrador, en su día, el del Quinto Informe de Gobierno, se empecinó en hacer un tortuoso recorrido.

              Una vuelta a la Península de Yucatán: de Campeche a Mérida y de ahí a Chichen-Itzá, para terminar en Cancún, con todo y que ni la infraestructura está terminada ni el tren estaba al 100%.

              Pero más allá de la fiesta de este fin de semana, a un buen número de constructores y proveedores del Tren Maya les adeudan cantidades extraordinarias de dinero, algo así como 30 mil millones de pesos.

              Eso sí: ahí estaba en primera fila del recorrido de 10 horas a Mérida Carlos Slim, a cuya empresa, Carso, que construye el Tramo 2 de Escárcega a Calkiní, le adeudan 4 mil 775 millones de pesos.

              A Mota-Engil, que preside José Miguel Bejos, se le encargó el Tramo 1 que corre de Palenque a Escárcega, pasando por los estados de Tabasco, Campeche y Chiapas, le deben 7 mil 180 millones.

              A INDI, de Manuel Muñozcano, que le adjudicaron el Tramo 3 que se extiende desde Calkiní hasta Izamal, le tienen pendiente de pagar otros 3 mil 250 millones de pesos.

              A Grupo ICA, que dirige Guadalupe Phillips, que desarrolló el Tramo 4 que va de Izamal a Cancún, le deben aproximadamente 7 mil millones de pesos más.

              También apunte a Alstom, que preside Maité Ramos, el fabricante de los 31 trenes tipo Xiinbak, de los cuales ya entregó el primero de cuatro vagones, y para finales de año otros ocho; le adeudan 4 mil 800 millones.

              Hay inquietud porque Javier May, el responsable del proyecto, ya está más metido en la elección del candidato este año al gobierno de Tabasco, que en pagar esos gastos extraordinarios.

              May cree que con la extinción del Fonatur, en diciembre, y en su supuesta designación, los consorcios, que todavía no concluyen todos los tramos, se van olvidar de las altísimas erogaciones que han realizado.

              La obra registra un avance ponderado cercano a 55% y no va concluir en diciembre, como asegura López Obrador. Los Tramos 5, 6 y 7 son los más rezagados, con apenas un 15% de avance, promedio.

              Éstos son los más conflictivos: van de Cancún a Tulum, de Tulum a Chetumal y de Chetumal a Escárcega, en los estados de Quintana Roo y Campeche. Están primordialmente bajo la tutela del Ejército Mexicano.

              Así que el Tren Maya, como la Refinería de Dos Bocas, que las vendió AMLO en su Quinto Informe como obras listas para beneficiar este mismo año a los mexicanos, no estarán sino hasta finales de 2024.

    UNA PRECISIÓN: LA propuesta para que los tres grupos aeroportuarios privados paguen con sus propios flujos los bonos de 4 mil 200 millones de dólares que adquieron los fondos internacionales para financiar el frustrado aeropuerto de Texcoco, no fue del secretario de Infraestructura, Jorge Nuño. Fue del subsecretario de Transportes, Rogelio Jiménez Pons. Y efectivamente la conoce Andrés Manuel López Obrador, quien la turnó a Rogelio Ramírez de la O para que la revise. El balón quedó, pues, en la Secretaría de Hacienda, instancia que será la que tendrá la última palabra. El esquema ya se platicó con GAP (Grupo Aeroportuario Pacífico), que preside Laura Diez Barroso, y con OMA (Grupo Aeroportuario Centro-Norte), controlado por Vinci Airports, que maneja Nicolas Notebaert. Con Fernando Chico de Asur aún no se aborda.

    SI NO SUCEDE nada extraordinario, el gobierno de Chiapas notificará muy probablemente hoy mismo la cancelación de la licitación SOP-907005975-E15-2023 para construir el Circuito Interior Chiapas de Corazón, en el municipio de Tuxtla Gutiérrez, una obra enteramente de la administración de Rutilio Escandón. El gobernador la había presupuestado en 2 mil 300 millones de pesos, de los que 700 millones se asignaban este año de anticipo y los 350 millones el año próximo. Todo mundo dio por hecho que ya lo tenía un consorcio de empresas integrado por Trituradora Soconusco, Coyatoc Construcciones y Operadora y Desarrolladora Nao-Oquil. Sin embargo la oposición a la construcción de la carretera por parte de grupos ambientalistas y a que a Rutilio se le acabó el tiempo de su gobierno, el proyecto del circuito se vino abajo.

    LO QUE SÍ concluyó y se entregó ayer fueron las obras del Boulevar Luis Donaldo Colosio y del Distribuidor Aeropuerto, en Cancún, con un valor de mil 500 millones de pesos y un impacto en la generación de ocho mil 139 empleos. El primero, en el que se invirtieron mil 115 millones de pesos, es una vía de 13.3 kilómetros de concreto hidráulico, con dos puentes peatonales, retornos y bahías, que va permitir la conexión de la zona hotelera del principal destino turístico de México con su aeropuerto internacional. Por lo que se refiere al distribuidor, es una estructura de 65.24 metros de longitud que costó 385 millones de pesos y que facilitará el acceso a la terminal aérea y mejorará la movilidad en esa zona. Los trabajos que ejecutó la Secretaría de Infraestructura, que comanda Jorge Nuño, se realizaron en un tiempo récord de poco más de un año.

    EL PRÓXIMO VIERNES vence el plazo para que los acreedores de Altos Hornos de México (AHMSA) presenten su solicitud de reconocimiento de créditos. El llamado lo hace el conciliador designado por el Ifecom, que dirige Edgar Bonilla. Se trata de Victor Manuel Aguilera Gómez, al que de plano se le impidió la entrada a la empresa de Alonso Ancira Elizondo. Entre los principales acreedores apunte a Cargill, Afirme de Julio Villarreal, la CFE que dirige Manuel Bartlett, Pemex que encabeza Octavio Romero, el IMSS que lleva Zoé Robledo, el Infonavit que maneja Carlos Martínez y el SAT a cargo de Antonio Martínez Dagnino, principalmente. La compañía de Monclova arrastra pasivos del orden de los 5 mil millones de pesos y tiene en vilo a 50 mil familias.

    LA SECRETARÍA DE la Defensa Nacional recién adjudicó a la empresa Aktuelle un total de 19 vehículos blindados al Ejército, entre ambulancias, patrullas y unidades tácticas, por un valor de hasta 243 millones de pesos. La firma que representa Édgar Daniel Olguín Zenteno, y que se hace llamar comercialmente AK-47, apenas contaba en su historial con contratos menores a 10 millones de pesos en el sector público, y ahora se le acaba de entregar este jugoso negocio, tras vencer a marcas como Wise Tech, Epel, Bullti Blindajes Especializados y Blindajes Alemanes, en la licitación número LA-07-110-007000999-T-248-2023.

    EL VIERNES LANDSTEINER Scientific debió realizar un primer pago de 107.5 millones de pesos a los que se comprometió en el convenio concursal, luego de que se cumpliera el plazo de 30 días que asumió, de manera preponderante, con el Bancomext, que dirige Luis Antonio Ramírez. El equipo de Miguel Granados esperaba recibir recursos que cedieron en fideicomiso por 108 millones. Sin embargo, el mismo viernes, el Juzgado Primero de Distrito en materia concursal, que encabeza Olga Borja, otorgó suspensión definitiva a Banorte para que el banco que comanda Carlos Hank González no entregara el recurso.

    Recientes